Opciones

Estaba jugando a Candy Crush en el móvil cuando una llamada entrante de “Mi amor” le dio dos opciones: aceptar o rechazar. Impasible, deslizó el dedo por la pantalla y siguió jugando.

Anuncios